Esperanza de vida: ¿Los 72 son los nuevos 30?

La nutrición, la sanidad, los servicios y la higiene han permitido que el ser humano aumente su esperanza de vida a medida que pasan los años. Incluso las mejoras genéticas pueden incluirse en las razones por las cuales el ser humano extendió el promedio de vida.

esperanza de vida

Un estudio encargado de analizar la esperanza de vida de las personas tomó en cuenta como viven las poblaciones en zonas industrializadas y la comparó con la de algunas tribus que aún conservan costumbres similares a las de los primeros humanos (viven de la caza y la recolección)

El antropólogo evolutivo del Max Planck Institute for Demographic Research, en Alemania, Oskar Burger fue uno de los encargados de realizar un estudio que ofreció resultados como estos:

La mortalidad infantil es 200 veces inferior en poblaciones industrializadas si se las compara con la de los grupos que aún son cazadores recolectores.

• La mejora realizada durante el siglo pasado es mucho mayor a la realizada durante toda la etapa evolutiva entre los chimpancés y los humanos.

• Los cambios se deben más a una mejora en el estilo de vida que a una adaptación genética.

Por otro lado según el biólogo Caleb Finch de la Universidad del sur de California hay que determinar como los cambios en el medio ambiente y el estilo de vida han influenciado para aumentar estrepitosamente la esperanza de vida humana. Hay que investigar una gran cantidad de mecanismos biológicos que influyen en la cuestión así como también no esperar avances infinitos hasta la “inmortalidad” afirmó este biólogo.

Algunos de estos mecanismos son la contaminación del medio ambiente y la obesidad entre otros factores negativos.

Dato para destacar: en zonas industrializadas de Japón una persona de 72 años tiene las mismas probabilidades de morir que una persona de 30 años en la época preindustrial. Esto sería algo así como decir que los 72 son los nuevos 30 en la era industrial.

[Vía]

¿Qué opinas sobre el aumento de la esperanza de vida en los seres humanos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *