El Primer Congreso Solvay

Cien años atrás las mentes científicas más importantes de Europa se reunieron para debatir temas candentes referidos a la física. Los 20 años previos a esa reunión habían traído al mundo grandes descubrimientos dentro de los cuales podemos destacar los rayos X y la radiación nuclear.

El siglo 19 había dejado en claro que posiblemente, usando las ecuaciones de Isaac Newton y James Clerk Maxwell, se descubrirían todos los procesos físicos. Sin embargo eso parecía desvanecerse debido a nuevas investigaciones e interrogantes que se planteaban.

Por lo tanto, los científicos Max Planck y Walther Nernst vieron tal gravedad en la situación que creyeron necesario un simposio internacional para tratar tal situación o estado de las cosas. Ese fue el inicio de la revolución cuántica.

En la actualidad la física parece tener algunas deudas pendientes como lo son encontrar el boson de Higgs y la carencia de una comprensión completa de la materia y la energía oscura. Por otro lado lo que se sabe sobre estos misterios es posible gracias a las bases sentadas en el primer Congreso Solvay.

Entre el 30 de octubre y el 3 de noviembre de 1911 se reunieron, en Bruselas, 18 de las mentes más brillantes en el campo científico con el objetivo de buscar avances en lo que a mecánica cuántica se refiere. Las conferencias fueron posibles gracias al financiamiento ofrecido por Ernst Solvay (un químico de origen belga)

Algunos de los científicos allí reunidos fueron Max Planck, llamado el padre de la mecánica cuántica, Ernest Rutherford, descubridor de los protones, y Heike Kamerlingh Onnes, descubridor de la superconductividad. También figuraban en la lista Henri Poincaire, Marie Curie y nada más y nada menos que Albert Einstein (el más jóven con 32 años)

El tema principal en esta reunión fue la “Radiación y los cuantos” y se consideraron los problemas de tener dos ramas en la física, es decir la clásica y la cuántica. La reunión tuvo a los científicos debatiendo sobre su campo intensamente, razón por la cual Einstein calificó al congreso como de resultados no muy positivos.

El primer congreso Solvay estuvo muy marcado por la discusión de temas que la física clásica había descrito. Entre ellos el movimiento de los planetas, el comportamiento de la electricidad y el magnetismo así como la relación entre los líquidos, sólidos y los gases. Pero la cosa apuntaba hacia otro lado.

Por ejemplo la luz había sido descrita hasta el momento como una onda y esto iba en contra de algunos experimentos que sugerían que esoera inadecuado. Einstein fue un gran defensor de la nueva ola: la física cuántica (además se opuso al conservadurismo de los demás integrantes del congreso)

Einstein escribió en ese entonces “…los miembros reunidos probablemente estén de acuerdo en que la teoría cuántica es útil, pero no es una teoría en el sentido estricto de la palabra y tampoco una teoría coherente para desarrollarse en la actualiad”. En ese momento las teorías que describían los cuantos de luz y la dualidad partícula-onda no tenían ninguna base experimental rigurosa.

Muchos de los científicos presentes en el congreso posiblemente creían en el concepto, ahora obsoleto, de un éter lumínico donde viajan las ondas de luz.

Con todo esto podríamos decir que la primer reunión Solvay no había resuelto los problemas reales que se planearon discutir. Sin embargo Ernest Solvay pudo establecer a partir de allí una reunión anual con los más importantes cietíficos y el planteo de los temas físicos del momento que la lleva varias reuniones y excelentes resultados.

Vía Wired.

En el blog también podés leer: Los monos pueden mover y sentir objetos virtuales usando su mente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *